¿Quién se ríe ahora de Michael Knight hablándole a su reloj? La domótica ha supuesto un gran invento para muchos, que con solo su voz activan las funciones de Google Home y ahorran tiempo y esfuerzo. Encender y apagar aparatos, programar, consultar dudas…

Estas son algunas de las funciones de Google Home más curiosas y útiles que puedes encontrar:

Conecta tus aparatos a Google Home

Puedes vincular, por ejemplo, tu altavoz bluetooth o tu televisión y pedirle a Google Home que te ponga música o un vídeo. Además, existen otros dispositivos compatibles con Google Home como: el sistema Samsung SmarThings, con el que puedes hacer funcionar los electrodomésticos; August Smart Lock, para controlar la cerradura de la puerta a distancia; los termostatos Nest o los sistemas de luces automáticas Philips Hue. La lista de aparatos compatibles con Google Home no deja de crecer, en este enlace puedes consultar algunos de ellos.

Información en tiempo real gracias a Google Home

El tiempo

Te informa del tiempo actual en cualquier lugar del mundo y la previsión para los
últimos días. Para ello, debes hacer preguntas concretas, utilizando estos comandos:

“Ok Google”…
¿Va a llover mañana?
¿Nevará esta semana?
¿Cómo está el tiempo en Viena?
¿Qué tiempo hace en Valencia?
¿Cómo es el clima en Roma?

Últimas noticias: una de las funciones de Google Home más extendida

La versión de la radio del siglo XXI. Gracias a ella podrás escuchar los últimos sucesos que se han publicado en periódicos y emisoras de radio de prestigio mientras te arreglas por la mañana, prácticas deporte, preparas a los peques para el cole… “Ok Google. Qué hay en las noticias”. ¡Y a empaparte de actualidad!

Traductor

La función que todos estábamos esperando si nos gusta leer en otras lenguas, tratar con personas de otros países, tenemos amigos de fuera, compañeros de piso o estamos aprendiendo un nuevo idioma. Poder traducir a cualquier idioma en tiempo real es un avance increíble, muy útil para comunicarnos con ellos.

Ok Google, activa el intérprete“. Te preguntará a qué idioma quieres que traduzca, y basta con que le digas: alemán, francés, inglés… ¡Y listo! Hay un intérprete en la sala. Puedes decir el texto que quieras, de forma pausada, que lo traducirá al instante.

Imagina lo útil que es eso, también, para aprender idiomas y no perder tiempo en buscar una larga traducción cuando tienes dudas.

Diccionario

¿Quién no ha estado jugando al Scrabble con los amigos en el salón de su casa y, de repente, uno de ellos se inventa claramente una palabra? Él la defiende: “que sí, que sí, que ‘birnear’ existe, que lo sé yo”.

Es el momento de sorprender con la función diccionario de tu Google Home. “Ok Google, qué significa ‘birnear'”. ¡Y te lo dice! (Obviamente se la ha inventado y Google no la encuentra).

También puedes consultar datos, por ejemplo, biográficos: cuando nació Unamuno, y un sinfín de dudas de enciclopedia. ¡Pregunta lo que se te ocurra y comprueba cuánto sabe!

Calculadora

Se acabó lo de “luego hacemos las cuentas” en las comidas familiares. Google Home te hará la división y te dirá a cuanto tocáis. “Ok Google, 138 dividido entre 14“. ¡Y no hay excusa!

El dispositivo hace todo tipo de operaciones matemáticas. Esto quizás no te parece muy útil a priori, pero te sorprenderá la cantidad de situaciones en las que puedes usar las matemáticas, por ejemplo, sumando y restando gramos en las recetas de cocina cuando añades o quitas raciones.

Lista de la compra: añade productos con la voz

En tu aplicación Home tendrás una web donde se va guardando tu nota con la lista de la compra. “Ok Google, añade [tu producto] a mi lista de la compra“. E introduce en la lista, en cualquier momento, los productos que recuerdes que necesitas. Ideal para ir apuntando las cosas conforme ves que se van gastando o te viene a la cabeza lo que tienes que comprar.

Temporizador: que no se te pase el horno con Google Home

Puedes utilizar esta función para controlar los tiempos en la cocina: cocción, horno, olla express… Para medir tus tiempos de ejercicio, de estudio, de acotar las tareas si trabajas desde casa, y un largo etcétera. Una cuenta atrás puede serte muy útil para organizarte mejor y aumentar tu productividad. Tan solo tienes que decirle “Ok Google, cuenta atrás de 10 minutos” (o el tiempo que quieras que pase antes de que te avise).

También puedes utilizar fórmulas como “Ok Google, temporizador de 50 minutos”. Te avisara cuando termine el tiempo para que puedas pasar a realizar otra tarea, controles cuánto tardas en llevar algo a cabo, etc.

La alarma no puede faltar en las funciones de Google Home

Para la función “siesta” podemos decirle: “Ok Google, pon la alarma para dentro de 20 minutos” (que luego ya serán 30…)

Y si queremos ponerlo como nuestra alarma por la mañana para despertarnos también podemos usar el comando “Ok Google, pon la alarma a las 7 de la mañana”. Así no tenemos que pasar por el duro trance de ver en la pantalla del móvil las pocas horas de sueño que nos quedan, ojos que no ven corazón que no siente.

Recordatorios: la función de Google Home contra tu memoria de pez

No se te volverá a pasar la hora de tomarte el antibiótico, la cita con el dentista o se te quedará la ventana abierta toda la noche. Puedes guardar todo lo que quieres que Google Home te recuerde con el comando “Ok Google, recuérdame cerrar la ventana en media hora”.

También puedes programar recordatorios para días posteriores diciéndole “recuérdame dentista mañana a las 12 de la mañana”. Una agenda en vivo que te perseguirá para que no se te pase nada.

¿Qué te parece? Como tener un secretario de verdad en casa, ¿a qué si? ¡Solo falta que nos tenga la cena lista cuando lleguemos a casa!

¿Sabías que en algunas de las viviendas de AQ Acentor entregamos un Google Home de regalo? Ya has visto que tener la casa domotizada es un lujazo y nos ahorra tiempo en muchas cosas. Por eso, queremos que este gesto sea el inicio para que poco a poco vayas instalando más comodidades que te hagan la vida mucho más fácil.

DEJA UNA RESPUESTA

o conectar con: