¿Qué es la nota simple del Registro de la Propiedad?

Lectura 4 min

El sistema registral español tiene la función de simplificar la determinación y la delimitación de las propiedades y de sus titulares para proporcionar certezas y seguridad jurídica a los ciudadanos. Para ello habilita una serie de instituciones y de herramientas, como el Registro de la Propiedad, cuya función es crear titularidades en función del poder público que le otorga la Ley, además de dar publicidad a la situación jurídica de los inmuebles para facilitar y proteger su tráfico jurídico.

Entre las herramientas que ofrece el Registro de la Propiedad está la nota simple registral. Esta tiene el objetivo de informar a los interesados de la titularidad de un inmueble, sus cargas y gravámenes. Por tanto, la nota simple registral consiste en un resumen breve de la información que consta en el Registro de la Propiedad acerca de un determinado inmueble.

Contenido de la nota simple del Registro de la Propiedad

La nota simple registral es un extracto de los asientos registrales relativos a la finca en cuestión. Un asiento registral es la constatación escrita de un hecho jurídico derivado de un título y que consta en un registro público. La función de estos asientos es dar publicidad a situaciones legales y jurídicas para que estas sean conocidas por el público, facilitando así el tráfico comercial y reforzando la seguridad jurídica.

La nota simple del Registro de la Propiedad (también denominada como copia simple del Registro de la Propiedad) incluirá los asientos de mayor relevancia sobre la finca consultada. Entre ellos están:

  • La identificación de la finca. Se identifica mediante el CRU (Código Registral Único), un código de 14 dígitos. Este código es equivalente al IDUFIR (Identificador Único de Finca Registral).
  • Si es una finca rústica o urbana, así como su extensión, orientación y lindes.
  • La identidad del titular o titulares de los derechos inscritos sobre la finca.
  • Extensión de los derechos inscritos.
  • Naturaleza de los mismos.
  • Limitaciones de esos derechos, incluyendo las cargas sobre la finca.

Función de la nota simple del Registro de la Propiedad

Hay que dejar claro que este tipo de documento tiene un valor meramente informativo. En el caso de que deseemos acreditar de manera fehaciente el contenido del registro, la copia o nota simple no será útil. Para lograr dicha acreditación deberemos conseguir una certificación, la cual tiene valor de documento público y, debido a ello, tiene que ir firmada por el Registrador.

Para qué solicitar una nota simple del Registro de la Propiedad

Hay varios motivos por los que nos puede interesar pedir una nota simple:

  • Para obtener información acerca de un inmueble en el que estemos interesados, conociendo su estado, titularidad y las posibles cargas que pueda tener.
  • Para informar a otros de nuestra titularidad sobre un inmueble, mostrando la descripción del mismo y sus cargas si las hubiera. Esta es una información que pueden solicitarnos otros particulares y algunos organismos públicos (juzgados, organismos de gestión tributaria), incluyendo otros registros administrativos como el Catastro Inmobiliario.
  • Para solicitar una hipoteca sobre un inmueble de nuestra titularidad. De hecho, el tasador del inmueble nos solicitará una nota simple de la vivienda con menos de tres meses de antigüedad para realizar la tasación.

Cómo obtener una copia simple del Registro de la Propiedad

Para solicitar este documento puedes acudir presencialmente al Registro de la Propiedad del lugar en el que esté ubicado el inmueble sobre el que quieres informarte o sobre el que quieres compartir la información.

Para facilitar los trámites, la nota simple también puede solicitarse por internet a través de la web del Colegio de Registradores. Una vez en la web, deberás acceder a la opción “Solicitar una nota simple de propiedad”. Tras abonar la tarifa pertinente, la recibirás en el correo electrónico que hayas indicado en tu solicitud online.

En ocasiones puede haber confusión si nos piden una nota simple con referencia catastral. Esto se refiere a que cada finca ha de tener una especie de DNI único que la identifica. Ese código numérico es la referencia catastral, algo así como la matrícula de un vehículo pero aplicada a una finca.

Por tanto, una nota simple del catastro es lo mismo a lo que nos estamos refiriendo. La referencia catastral vendrá dada por el IDUFIR (Identificador Único de Finca Registral) o el CRU (Código Registral Único). Ambos códigos son lo mismo: una serie de dígitos que identifican de manera inequívoca a cada finca. Las propiedades inscritas entre el año 2008 y el año 2016 usaron el IDUFIR, y a partir del 2016 se usa el CRU.

Utilizando cualquiera de estos códigos podemos acceder, online o presencialmente, a la nota simple de la finca. En caso de no saber estos códigos, introduciendo la dirección de la finca podremos acceder a la nota simple y en esta ya constará el IDUFIR o el CRU.

Por lo tanto, la nota simple del Registro de Propiedad es una herramienta informativa sucinta, eficaz y sencilla de obtener que clarifica datos y hechos esenciales acerca de fincas inmobiliarias. Su uso nos facilita el tráfico jurídico y nos proporciona información relevante para defender mejor nuestros intereses.

Artículos relacionados

Qué es una subrogación hipoteca Vivienda

¿Qué es una subrogación de hipoteca?

Una subrogación de hipoteca es el concepto jurídico que se refiere al procedimiento por el que se sustituye cualquiera de las dos partes que han suscrito una hipoteca.

certificado de cancelación hipoteca Vivienda

Todos los pasos para cancelar una hipoteca

Si has llegado a la última cuota de tu hipoteca, es momento de efectuar la cancelación de la misma. Es decir, que quede constancia de que ya no debes nada al banco y que el inmueble es tuyo.